Si algún artículo te gusta, no dudes en pinchar sobre +1

lunes, enero 25, 2010

Acantilados de papel 276: El universo dibujado


FICHA:
EL UNIVERSO DIBUJADO

de Mª del Carmen Maestre Montes
Edita: Edimáter
Sevilla, septiembre de 2009
Género: juvenil
Encuadernación: Rústica
ISBN: 978-84-96870-22-2
124 páginas.
Página de la autora.
Página del libro.
Ilustraciones de: Virginia Garrido Millán


COMENTARIO de Francisco Javier Illán Vivas.
Las ideas de un bonito cuento muchas veces, por no decir la mayoría de ellas, son muy sencillas, están rodeándonos, pero ¡qué difícil es percatarnos de ello! Ya os decía, en un anterior relato, que posiblemente el secreto está en sentirnos niños, en creer que la magia existe, como ocurre en la novela que nos ocupa. Nada es tan normal, casi habitual, que una niña se encuentre un diminuto dromedario en un bolsillo, y que éste le pregunte: “¿es que tú no tienes polvo de hadas?” y ella, cómo no, responde, “¡Por supuesto que sí! Mi papá me ha dicho que es polvo de hadas verdadero”, faltaría más, ¿y qué iba a ser si no? Cuando un papá, o una mamá, regalan polvo de hadas a sus hijos es POLVO DE HADAS, ¿qué otra cosa iba a ser? Pero, no funciona, ¿sabéis por qué? Por que los niños ya no creen en las hadas, creen en las plays y otros engendros electrónicos.

Esto es lo que le ocurre a Paula cuando se prepara para ir a patinar con su padre, al meter la mano en el bolsillo de su abrigo y encontrarse en él un dromedario- que ella creía camello-. Ese es el origen de una aventura que la llevará a la Libreta de Inventar, esa en la que todos los dibujos de nuestra niñez están plasmados, donde su padre le creaba mundos paralelos y hacia el que ella se dirigirá, pues ese mundo de los sueños está en peligro, se están mezclando las páginas unas con otras, el mundo de los piratas con el de los indios, el mar con el desierto, las hadas con los delfines, algo que ella sabrá que ya ocurrió anteriormente.

Y, en el mundo paralelo, también hay luchas por el poder, pero sobre todo, no desean que el mar y la tierra vuelvan a unirse como en la otra ocasión, en la noche de los tiempos. Y ella deberá recordar quién es para salvar la Libreta de Inventar, la dejarán recordar, pues es su tabla de salvación, pero no regresar a su mundo hasta que todo haya sido resuelto. Y todo porque hay alguien que no se encuentra en su sitio.

Al final, Paula, sabrá que, aunque abandone la Libreta de Inventar, y con ella su infancia, la inocencia, todos los personajes, todos aquellos sueños, formarán parte de ella, y, cuando crezca, que “todo lo bueno y hermoso que un ser humano pueda imaginar, en algún lugar del Universo, existe y es tan real como lo es ella y, cuando creció, su hija”.

Sólo le encuentro una pega a este libro, y es que, además de el tacto y la vista, incluso el olfato, no haya tenido oportunidad de utilizar el oído, pues me hubiese gustado escuchar esas canciones de niñez con las que la autora nos regala en algunos episodios de esta aventura que nos ha llevado del principio hasta el final de la Libreta de Inventar.


LA AUTORA.
María del Carmen Maestre es licenciada en Derecho y ha cursado estudios de piano, solfeo y composición. Escritora de cuentos y poesía, ha publicado relatos en los libros “Tinta Amarilla” y “Ciudad Sur” (Ediciones Padilla, 200 y 2001). Su proyecto creativo combina la música y la literatura como herramientas para transmitir el sentido esencial del ser humano y de la vida, a través del arte.

El universo dibujado es su primera novela de ficción. En la actualidad trabaja como asesora de empleo en la Junta de Andalucía.

No hay comentarios: