Si algún artículo te gusta, no dudes en pinchar sobre +1

jueves, noviembre 08, 2012

Presentación de Corazones enterrados, de Paco Rabadán

Centro Cultural Infante Elena, Alcantarilla, Murcia


Entrada libre

Introducción Paco Rabadán Aroca nació en Murcia en 1972, aunque reside en la localidad de Alcantarilla desde hace unos años. Cursó estudios superiores de Administración de Empresas, especializándose en Técnicas de Comunicación. Desarrolla su trabajo como Jefe de Logística en una distribuidora de Prensa y Revistas, compaginando esta actividad con la de guionista y colaboraciones en prensa local como articulista de opinión. Dentro de su palmarés literario más reciente se encuentran premios como el “Albaricoque de Oro” en 2006, el “José Mª Martín Carpena” de Málaga en 2008, finalista del “Vargas Llosa” en 2008 con la novela “Símbolos del pasado”. Ganador del premio de novela “Ciudad de Jumilla” en 2009. Finalista del certamen de novela “Juan Pablo Forner” de Mérida en 2010. Finalista del certamen de novela “Felipe Trigo” de Badajoz en 2011.


CORAZONES ENTERRADOS

Rosa Alcántara, una joven que ha sido expulsada de la policía y que trabaja de investigadora privada para una compañía de seguros, llevará a cabo el robo más extravagante y arriesgado realizado nunca en Murcia. Lo que ella no sabe es que el objeto, que forma parte de la Historia de la región y representa el mayor símbolo de orgullo de sus ciudadanos, así como un importante reclamo turístico, está custodiado por una secta milenaria formada por los hombres más poderosos de la ciudad, cuyo éxito profesional y económico se retroalimenta con la pertenencia incondicional a esta organización secreta. Pronto, la joven se encontrará asediada por un inspector de policía mujeriego, al que se le ha encargado accidentalmente la resolución del caso, y por un sicario de la secta que no se detendrá ante nada con tal de recuperar lo sustraído.
A su vez, Corazones enterrados mostrará al lector la transformación que ha padecido Murcia durante los últimos veinte años como consecuencia de la burbuja inmobiliaria, y lo hará desde el mismo centro de la ciudad, de su vida social, política y empresarial, durante el espacio cronológico de la Semana Santa.
La novela es un trepidante trhiller policiaco donde los buenos y los malos intercambian papeles casi de manera imperceptible, y con la ayuda de una prosa ágil y fresca el lector será cómplice junto a la protagonista en el robo del objeto más sagrado de la histórica ciudad donde se desarrolla.